google-site-verification=fT9P_U8116Bjoyp_s0vr2TgwRlX3M_-vTCC7MmnYN4w
 

Estar bien

A lo largo de este año he experimentado muchos síntomas y he aprendido a identificar justo antes de que algo se vuelva más grave. Lo difícil, aparte de experimentar dolor, es la actividad de tener que evitar todo lo que lo genera como el Sol, el estrés, ciertos alimentos o el frío por mencionar algunos factores.


Y entonces, viene otra situación de vida interesante, aquella en la que decides que vas a buscar estar bien y seguir con la vida a pesar del dolor y los factores que lo provocan. Y peculiarmente, es en ese momento en el que empiezas a escuchar comentarios de "te ves muy bien", "¿ya te sientes mejor, verdad?", "ni se te nota", ¿ya estás bien, verdad?.


Recuerdo, también, que en una cita con un doctor del IMSS, yo iba arreglada porque cabía la posibilidad de tener que regresar a labores ese día después de mi cita, con todo y que no me sentía bien. Sin embargo, éste doctor decidió que yo me veía lo suficientemente bien como para hacer mis actividades laborales, no me malinterpreten me gusta mi trabajo, pero el doctor jamás me preguntó cómo me sentía yo.


Y escuchas tanto esto de que "te ves bien" que no puedes evitar más que cuestionarte qué significa estar bien.


Si estar bien es que un día decides levantarte y arreglarte así no hayas dormido en toda la noche porque el dolor no te dejaba; entonces, sí estoy bien.


Si estar bien significa que decido aceptar y agradecer por lo que me toca vivir, entonces, sí estoy bien.


Si estar bien significa que a veces claramente algo está sucediendo en tu cuerpo que no es un síntoma común pero que has aprendido a no agobiarte y sólo mandarle un mensaje a tu doctora y a tu mamá para que estén enteradas, entonces, sí estoy bien.


Si estar bien significa haber llorado mucho en el último año, tomar terapia y hacer todas las actividades habidas y por haber para distraer y fortalecer la mente, entonces, definitivamente estoy bien.

Al final, estar bien es algo subjetivo y lo importante de todo esto es que quien está viviendo la enfermedad es quien debe de definir qué es estar bien y sugeriría que los demás preguntemos a esa persona cuál es su sentir y respetemos lo que diga sin invalidarlo porque a nuestro parecer "se ve bien".


189 vistas1 comentario